¿Como así Montro?

Un monstruo dudoso

Un monstruo dudoso

Recientemente integramos a un nuevo miembro en mi empresa. Se llama Víctor. Ayer participó por primera vez en la reunión semanal que sostenemos todos los martes. Mis  compañeros, al igual que yo, son cristianos, por lo que siempre iniciamos nuestras reuniones con un plegaria y dando gracias al Padre por todo lo que ha pasado durante la semana y por las cosas que hablaremos durante la reunión. Al ser la primera reunión en la que Víctor participa, le pedimos que hiciera una breve oración. ¿Cómo así montro?, dice Víctor al oir esto. Entre risas y carcajadas uno de mis compañeros dijo, así mismo montro. Esto es un relajo ¿verdad?, dice Víctor. No es relajo, le contesto. En fin, otra persona tuvo que hacer la oración. Por lo visto se asustó, pensé.

El día de hoy, al ver a Víctor, le pregunto que si se asustó con nuestro pequeño rito. Él me contesta que no le asustó, sino que le pareció extraño y diferente, pero bueno. Me explicó que nunca había visto ese comportamiento en un ambiente de negocios. Sus palabras fueron de mucha alegría para mí, pues así mismo es Dios: extraño y diferente.

Hace un tiempo decidí estudiar a la Iglesia Católica. Con esto quería entender por qué Dios es tan extraño y tan diferente. En vista de esto, conseguí una copia de Catolicismo para Dummies, el cual nunca terminé de leer. Al ver el grosor de ese libro amarillo dije igual que Víctor, ¿Cómo así montro?. Ese libro contiene ¡456 páginas de pura teoría santa!.

Aun cuando no terminé de leer el libro, aprendí algo que me ha servido para toda la vida. La vida no es tan complicada como muchos la quieren pintar. No se trata de entender más a Dios, sino más bien,  tratar de entender qué quiere Dios para mí. La vida es un continuo flujo de eventos donde algunos de estos tienden a ser diferentes a los que uno acostumbra a vivir. Estos últimos nos causan renuencia, pues la idea de vivirlos con madurez y paciencia nos causa ansiedad. No culpo a nadie por resistirse esto. El cambio es parte de la naturaleza humana y el no querer abordarlo es lo que impide que muchas cosas mejoren. No obstante, es también lo que mantiene la vida y las buenas costumbres. Dependiendo de cómo afrontes el cambio podrás recibir de él lo que quieras recibir. Dios es cambio, por ende la pregunta ¿Cómo así Montro? o sus variantes (¿Dios es amor?, ¿Quién es Dios?, ¿Por qué debo creer en algo que no veo?) pueden llegar a ser escuchada comúnmente en la vida de un cristiano.

Sin lugar a dudas la pregunta ¿Cómo así Montro? es un reflejo de lo que la persona siente al verse envuelta en eventos diferentes a los que acostumbra vivir. Sin embargo, no es algo a lo que se deba temer, más bien puede ser un paso positivo. ¿Cómo así Montro? es una expresión de curiosidad, la cual, si es bien contestada, puede generar enormes beneficios para la persona que recibe la contestación. Hoy, Víctor está un paso más cerca de conocer a ese personaje todopoderoso llamado Dios y todo por el simple hecho de hacer la pregunta ¿Cómo así Montro?

(Esta entrada fue aprobada por Víctor. ¡Gracias hermano!)

What to read next?

About Jose Rosado

About Jose Rosado

Hey there! I'm Jose Rosado, and I teach people how to make an extra income using the Internet. Good education empowers you. Imagine being able to automize part of your business, growing your business, and making those dreams you have a reality.

Affiliate Disclaimer: If you click on one of the links to tools, resources and products mentioned in the article and purchase via my link, it’s likely I’ll receive some sort of affiliate commission at no extra cost to you.

Share

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on email
Email